Fotografía / Retrato

Patri


Cámara: Canon Mark III
Objetivo: Canon 16-35 f2.8

Había pasado un año desde aquella primera sesión que hice con Patri en el Matadero y nos apetecía repetir porque, además, era el tiempo que habíamos tardado en volver a vernos y había que ponerle solución.

Una sesión con ella siempre es fácil tanto por como es como por lo que nos entendemos. Previamente hablamos un poco de lo que queríamos y poco más hizo falta porque conocemos nuestros gustos y lo que el otro va a querer.

Con todo ya en mente quedamos en uno de los sitios que más me gustan para hacer fotos y que descubrí hace unos pocos meses. Genial localización que te da diferentes opciones para fotografía.

Después de la sesión café caliente ya que el frío apareció en cuanto el sol se fue y aunque la luz era bonita pero ya habíamos conseguido lo que queríamos. Espero que no volvamos a tardar un año pero que uno tras otro, esta sesión, se convierta en una bonita tradición.







Leave a reply


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *








Recent Portfolios